La importancia de desmaquillarse

Muchas chicas piensan que no deben desmaquillarse cada noche por que no usan ningún tipo de maquillaje, pero la verdad, es que están muy equivocadas. Aunque la cara no tenga maquillaje, si tiene una gran cantidad de suciedad que se va acumulando durante el día.  La polución, el humo del cigarro si se fuma y otros factores, van envejeciendo la cara de forma notable en pocos años.  Por este motivo, siempre hay que desmaquillarse la cara y usar un buen tónico para limpiarla. 

Si no crees que esto sea así, puedes hacer una simple prueba un día de estos. Lo único que tienes que hacer es pasar una crema limpiadora por la cara y luego retirarla con un algodón. Una vez que este lista, revisa el algodón y te darás cuenta de lo sucio que está.

La forma correcta de desmaquillarse es haciéndolo primero por las pestañas. Se debe dejar el algodón con el desmaquillante unos segundo en el ojo para  que al quitarlo para quitar el rímel, no nos arranquemos las pestañas. 

Seguidamente, se retira el labial. Debe ser pasando el algodón hacia adentro para que no se manche el rostro.

Después se quita el maquillaje de la cara y el cuello.  Esta parte hay que hacerla de forma circular para que el maquillaje y la suciedad se mezclen con el desmaquillante y así al quitarlo, salga todo más fácil. Después, es recomendable  que se limpie con una esponjita y agua tibia.

Para finalizar, el rostro debe ser limpiado con una toallita desechable. No hay que arrastrar, sólo presionar para que se vaya secando la cara lentamente.

Esto no es una regla, se pueden saltar o poner más pasos. Pero las personas que quieran hacerlo correctamente y no tener los molestos granitos en la cara, por culpa de la suciedad que se mete en los poros, deberán seguir lo paso tal cual los detallamos en este post.

¿Te atreves a contarnos tu rutina desmaquillante?

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.