Las novias españolas seducen en el mundo

La moda nupcial made in Spain arrasa por el mundo. Nuestro país es el segundo exportador mundial en volumen.

Un 15 por ciento del dinero que se factura en España en exportación en el sector textil es gracias a las bodas. Números al margen, los modelitos que se llevan si decides meterte en el mundo de la boda tienen dos líneas claras: el estílo romántico con corte vintage y el minimalismo.

Cuando hablamos de la primera línea nos encontramos con predrería, siluetas encajadas y entalladas, mucha ornamentación, lazos, telas superpuestas emulando flores, hilos plateados, escotes en forma de corazón o palabras de honor. También puedes encontrate espaldas al aire y tejidos de seda y raso. Los colores son el blanco, el rosa claro, el color melocotón pálido o, para las más atrevidas y rompedoras, los pálidos con colores fuertes sobrepuestos: rojos, azul, morado o verde. Para una perfecta combinación se buscan esos colores que van con el ramo o, mejor aún, con la corbata del novio.

Si nos ponemos a hablar del corte minimalista gana la calma. Cortes ceñidos con escotes palabra de honor o que lleguen hasta el cuello. Escasez o ausencia de adornos, salvo plisados, volantes o aplicaciones de encaje. Raso y pequeñas colas de sirena son lo más. Nada de volumen Lo más sencillo para el día más importante.

Tan importante es el vestido como lo son los complementos. Como esos velos estilo mantilla para complementar. Y, por supuesto, los zapatos. Se llevan de diversos estilos, incluso botines con cordones y sandalias con predrería. Materiales como el raso, la seda o la purpurina. Todo ello con mucho tacón o con cuña, o con esa combinación de ambas plataformas que te harán sentir la más alta del día. Si eres arriesgada y quieres marcar la diferencia, los colores en calzado el día de la boda están de moda, rompen con el blanco del vestido y te harán sentirte diferente.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.