En verano, Cuida la Piel con Homeopatía

El buen tiempo nos permite disfrutar de más actividades al aire libre y esto puede incrementar el riesgo de que nuestra piel sufra más debido a una mayor exposición solar, pero también por el riesgo de las heridas, magulladuras, irritaciones o picaduras tan típicas de esta época.

No debemos olvidar que la piel es el órgano más grande del cuerpo humano y que entre sus múltiples funciones destaca el hecho de que actúa como una barrera protectora frente a los agentes externos. Por eso, es interesante cuidarla en todo momento.

cuidar tu piel

Consejos para el cuidado de tu piel

Lo más importante es tenerla hidratada durante todo el año, tanto por dentro como por fuera. Externamente lo ideal es usar cremas acordes con cada tipo de piel, en función de nuestra edad y de la época del año que estemos. Y también es fundamental hidratarla por dentro, por eso tenemos que beber líquidos suficientes a lo largo del día y a ser posible ingerir frutas y verduras que son los alimentos que tienen más cantidad de agua.

Partiendo de este cuidado básico tendremos la piel mejor preparada frente a las típicas rozaduras por el cambio de zapatos, por ejemplo. Frente a otros problemas como heridas, rasguños o picaduras, también se pueden tener en cuenta una serie recomendaciones, basadas principalmente en una mayor precaución a la hora de disfrutar del aire libre. Y además de tomar ciertas medidas preventivas para no sufrir estos contratiempos, podemos recurrir a la homeopatía, ya que este método terapéutico ofrece interesantes opciones frente a estos trastornos típicos de la época estival.

Esta terapia se emplea para aliviar quemaduras, roces, irritaciones a consecuencia de picaduras de insectos, heridas, etc., todas estas molestias propias del verano que pueden encontrar alivio gracias a los medicamentos homeopáticos.

En el caso de que por ejemplo tengas alguna llaga:

  1. te aconsejamos limpiar esta lesión con agua y jabón en un primer momento para eliminar la suciedad,
  2. y después debes usar un antiséptico sin alcohol para eliminar los gérmenes y evitar la picazón.
  3. Por último, puedes aplicar alguna crema que alivie la zona que pueden contener vaselina o caléndula, por ejemplo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.